EVOCANDO A FERLOSIO (y 2)

 

”En enero de 1950 – recordaba Carmen Martin Gaite en 1980 – me hice novia de Rafael Sánchez Ferlosio, dos años más joven que yo y mal estudiante, pero excelente escritor. Me dedicó su primer libro, “Industrias y andanzas de Alfanhuí” , y poco después  se fue a cumplir el servicio militar a Tetuán. Nos escribíamos mucho y yo era la primera vez en mi vida que estaba tan enamorada y tan influida por alguien (…) El 14 de octubre de 1953, me casé con Rafael Sánchez Ferlosio, que había terminado su servicio militar, pero no la carrera. Acababa de fundar con Sastre y Aldecoa la “Revista española”, que económicamente  fue un desastre, pero que ahora es muy buscada por los estudiosos porque allí colaboramos todos los prosistas de la llamada “generación de los años cincuenta”. (…) Rafael y yo ( a pesar de que él había conseguido un trabajo modesto como secretario de un ingeniero) pensábamos vivir de nuestras colaboraciones literarias. Desde que me casé vivo en Madrid, en un séptimo piso de la calle Doctor Esquerdo, que mi padre nos regaló, y que tiene una gran terraza. Nunca tuvimos criada, nos repartíamos las tareas domésticas y trabajábamos con total independencia uno de otro. Él escribía sobre todo de noche, y yo también me volví bastante nocturna, y muy poco esclava de los horarios.

 

 

A ninguno nos gustaba el lujo superfluo de las comidas de ceremonia, lo que más nos unía era el gusto por hablar y el sentido del humor, aunque él es más crítico que yo, más inadaptado y menos sociable. (..) En 1957 terminé  mi primera novela larga, “Entre visillos”, y la envié al Premio Nadal con pseudónimo.  Rafael había ganado ese premio dos años antes con “El Jarama” y no quería que el hecho de ser  yo su mujer influyera ni en pro ni en contra en el ánimo del jurado.  Gané el premio Nadal el 6 de enero de 1958. Me enteré de la noticia por la radio, estando sola en casa con mi hija  dormida en su cuna.

(…) Desde el otoño de 1970 vivo sola con mi hija Marta en la misma casa de doctor Esquerdo, que compartí diecisiete años  con Rafael. Nuestra separación fue amistosa y nos seguimos viendo con mucha frecuencia. Viene aquí siempre que quiere.”

 

 

(Imágenes-1- Sánchez Ferlosio – EFE/ 2- biblioteque  tumblr/ 3- portada de Alfanhuí)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.