UN NACIMIENTO

 


“Recuerdo perfectamente todo cuanto me ocurría cuando tenía pocos meses. Incluso me acuerdo con toda claridad del día en que nací. Y de los médicos que atendieron a mi madre y del olor del hospital… Me parece lógico que no se olviden esos días tan fundamentales para uno. Un bebé, por muy pequeño que sea, es un ser vivo y, como tal, su mente trabaja. Al no tener problemas ni otras cosas en que entretenerse, piensa en el ambiente que le rodea, y en lo que ve. Creo que jamás olvidaré la habitación donde pasé mis primeros días, ni mi cuna, ni, desde luego, cuando mi padre me cogía en brazos y me paseaba, diciéndome esas cosas tan bonitas que se dicen a los recién nacidos.”

Ray Bradbury

(Imagen — Berthe Morisot- 1872- coleccion m pontillon)

NIÑOS, VIDA

dibujos.-5“Tú has formado mis entrañas,

me has plasmado en el vientre de mi madre.

Te doy gracias porque me has hecho como un prodigio:

tus obras son maravillosas,

bien lo sabe mi alma.

No se te ocultaban mis huesos

cuando en secreto iba yo siendo hecho,

cuando era formado en lo profundo de la tierra.

Todavía informe, me veían tus ojos,

pues todo está escrito en tu libro,

mis días estaban todos contados,

antes que ninguno existiera”.

SALMO  139